¿El Concurso Nacional de Belleza dejará definitivamente a su gran aliado comercial: la cadena televisiva de la organización Ardila Lulle? Descubra la respuesta en el siguiente artículo que confirma que este año tampoco se realizará el tradicional desfile naútico.

Por segundo año consecutivo, el Concurso Nacional de Belleza sacó de su agenda oficial al tradicional desfile de balleneras. Esta fiesta náutica, que arrancaba desde el Centro de Convenciones hasta el muelle marino de la Base Naval, desapareció por completo del jolgorio novembrino cartagenero Pero, hasta el momento los organizadores del certamen no han expresado los motivos que los llevó a tomar esta trascendental decisión.
“Era un desfile muy elitista”, dijo Judith Navarro, moradora del populoso sector del Pie de la Popa, quien año tras año se quejaba del oportunismo de los propietarios de los yates que alquilaban un cupo sobre los cien mil pesos por persona. “Había muchos borrachos y desorden”, afirmó esta misma fuente.

No obstante, otros eventos emblemáticos del reinado de belleza estarán sin falta en las actividades que realizarán las candidatas departamentales durante los quince días de la competencia. El desfile de carrozas por la Avenida San Martín y la presentación en traje de baño y de fantasía le inyectarán el mismo entusiasmo a una fiesta que muchos creían de capa caída. Los dos eventos se transmitirán vía streaming, con posibilidades de subirlos a las parrillas de programación de los canales regionales y de las empresas de telefonía celular. Atendiendo la falta de presupuesto de estos estos espacios, el presidente del certamen, Raimundo Angulo, exigirá una cuota publicitaria con el fin de recuperar la inversión. El año pasado se alió con Telecaribe, con retransmisión para el resto del país, pero a comienzos de 2019 se rompió la alianza.

Al cierre de esta nota se especuló que la velada de elección y coronación de la nueva Señorita Colombia no regresaría al Canal RCN, impensable para los que consideran que el presidente del certamen, Raimundo Angulo, no quiere ver ni la sombra de los directivos de esta grupo económico. Sin embargo, también trascendió que la cabeza visible del concurso y la cadena televisiva de la organización Ardila Lulle estarían dispuestos a limar las asperezas del pasado. Es posible que esta gala de moda y belleza regrese a Nuestra Tele con la claridad de que la parte técnica de la emisión será contratada por el propio Concurso Nacional de Belleza. Es decir que RCN pondrá el espacio y que las utilididades por ventas publicitarias serían compartidas entre las dos partes. También se especuló acerca de otra modalidad de negocio, y es que el reinado tendría una cuota de cupos comerciales que manejaría con autonomía. Entre esta madeja de rumores, sólo queda claro que existe un distanciamiento entre Angulo y el canal privado, dueño por último año de la franquicia de Miss Universo. Si bien llegaron a un consenso para que Miss Colombia, Gabriela Tafur, pudiera ir al certamen mundial, no quiere decir que las dos organizaciones privadas estén dispuestas a recomponer el toldo que se desflecó hace dos años.

Dejar una respuesta

Escribe tu comentario
Ingresa tu nombre